Contáctanos: Contactanos (612) 175-11-00  Síguenos: ContactanosContactanosContactanos

Secretaría de Salud de Baja California Sur
ISSBCS



VERIFICA COEPRIS QUE ESTABLECIMIENTOS RESPETEN EL AJUSTE DE AFORO EN EL NIVEL UNO

  • Personal de la institución estatal hizo inspecciones en comercios y empresas prestadoras de servicios

La Secretaría de Salud, a través de la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COEPRIS), lleva a cabo verificaciones a establecimientos comerciales y de servicios, a fin de constatar que den cumplimiento al ajuste de aforo de hasta 75 por ciento en aquellos municipios que se encuentran en el nivel uno (color verde) del Sistema de Alerta Sanitaria por Covid-19.

Esta medida que de manera unánime fue acordada el viernes pasado por el Comité Estatal para la Seguridad en Salud se tomó con la finalidad de favorecer el respeto de la sana distancia en las empresas y con esto reducir las posibilidades de exposición al virus causante de esta infección respiratoria, indicó el titular de la dependencia, José Manuel Larumbe Pineda.

En estas visitas que efectúan los verificadores de la dependencia estatal, junto con personal de dependencias municipales como inspección fiscal, protección civil y seguridad pública, se coteja que el número de personas que se encuentran en las áreas de atención a clientes no rebase el 75 por ciento de su capacidad total y que cuente con señalamientos visibles de respeto a la sana distancia, abundó.

Además se corrobora que tengan letreros visibles donde se invite a las y los usuarios a utilizar correctamente el cubrebocas cuando no estén ingiriendo alimentos, así como señalética en la que se recomiende a las clientas y clientes a lavarse las manos con agua y jabón de manera frecuente o en su caso a desinfectarlas con alcohol gel al 70 por ciento de concentración, mencionó.

Estas acciones se llevan a cabo de manera continua para recordar tanto a los administradores de las empresas como a su personal la relevancia de aplicar con toda oportunidad estas disposiciones sanitarias, que son determinantes para cuidar la salud propia y la de sus consumidores que representan el flujo de ingreso de los propios establecimientos. De igual manera se les sensibiliza que al prevenir contagios, los municipios podrán continuar en fases menos restrictivas de movilidad social y productiva, concluyó Larumbe Pineda.